- Este es un blog meramente informativo, no de descargas (lo cual es ilegal). Los textos de todas las entradas (Citas, sinopsis y críticas) han sido redactados por un servidor, tras duras horas de trabajo.
No concedo permiso para reproducirlos en otros blogs. Ya he encontrado casos en los que han sido plagiados sin mi autorización, y no duraré en seguir tomando
las acciones pertinentes en dichos casos.

- Los comentarios están activados para dar la bienvenida a vuestras críticas sobre las películas, siempre que se respeten las opiniones ajenas. Esto quiere decir que no acepto críticas hacia otras opiniones ni faltas de respeto. Tampoco permito "links" en los comentarios. Cualquier comentario que no siga esa directriz será ignorado y eliminado.

jueves, 27 de febrero de 2020

UNDER ONE ROOF

TITULO ORIGINAL
Under One Roof
AÑO DE ESTRENO
2002
DIRECCIÓN
Todd Wilson
PRODUCCIÓN
Chris Chung
GUION
David Lewis
REPARTO
Jay Wong (Daniel Chang), James Marks (Robert Watson), Sandra Lee (Señora Chang), James Quedado (Tony), Audrey Finer (Señora Watson), Vivian Kobayashi (Abuela Chang), Trish Ng (Amy), Sina Eiden (Rachel), Erik Ing (Jason), Xin Feng Lin (Fontanero), Ken Craig (Randy), Leslie Mackay (Invitado nudista), Christopher Stout (Invitado nudist), Wyman Chang (Henry), Dianne Cragg (Pitonisa), Sophia Huang (Dora Lee), Suzannah Alexaner (Cliente de Cafetería)
CINEMATOGRAFÍA
Dan Schmeltzer
BANDA SONORA
Jack Curtis Dubowsky
VESTUARIO
Sin acreditar
PAÍS DE ORIGEN
Estados Unidos
DISTRIBUIDA POR:
TLA Releasing
DURACIÓN 
76 minutos

DANIEL CHANG: “Mamá, Amy y yo nunca fuimos otra cosa que buenos amigos.”
SEÑORA CHANG: “No entiendo porque has escogido ser de esta manera.”
DANIEL CHANG: “No es una elección mamá, las cosas son así.”
SEÑORA CHANG: “Cuando tu padre murió, prometí que nunca dejaría que te pasara nada malo. Y ahora vas a echarme todo esto en cara.”
DANIEL CHANG: “No, es culpa mía. Debería haber defendido a Robert, y ahora es demasiado tarde. Quiero cuidar de ti mamá, pero…”
SEÑORA CHANG: “Solo soy una carga para ti.”
DANIEL CHANG: “No, ese no es el problema, pero no puedo seguir fingiendo más tiempo, ni por ti, ni siquiera por papá.”

SEÑORA WATSON: “Daniel te lo ha contado, por eso me has llamado.”
SEÑORA CHANG: “¿Cómo es posible que te sientas tan cómoda con todo esto?”
SEÑORA WATSON: “Créeme, me quede devastada, confundida. Senti todo lo que debes estar sintiendo ahora mismo. Hasta que un día me encontré con una amiga, Janice. Me contó cómo su hijo se había marchado, al otro extremo de la ciudad, pero a un millón de millas de distancia. Ni siquiera sabía que tenía un hijo. ¿Es eso lo que quieres?”
SEÑORA CHANG: “No.”
SEÑORA WATSON: “Y desde aquel momento supe que nada se interpondría jamás entre Robert y yo.”
SEÑORA CHANG: “Sé que Daniel está sufriendo, pero no sé cómo quererle.”
SEÑORA WATSON: “¿Un segundo hijo sería algo tan malo?”

SINOPSIS
Daniel Chang es un joven chino en la veintena, que reside en San Francisco junto a su madre viuda, y su abuela materna. 
Desde la muerte de su padre, Daniel ha asumido la obligación de llevar el negocio familiar y cuidar de su madre y abuela. Como es de esperar, la Señora Chang no ceja en su empeño de buscarle una buena chica, para que acabe por casarse y tenga descendencia. Sin embargo, Daniel es gay y se ve obligado a ocultarlo, para no disgustar a su madre. SU amiga Michelle le ayuda en repetidas ocasiones a simular una relación estable, para que su madre ceje en presentarle nuevas chicas.
La familia alquila un sótano de forma ilegal, y para sorpresa de Daniel el inquilino resulta ser un atractivo joven de Indiana llamado Robert. Daniel siente un flechazo inmediato hacia el joven y con ayuda de su amigo Tony, descubre que Robert también es gay. Sin embargo, una avería de fontanería provoca que el sótano quede inundado y Robert tenga que instalarse en el cuarto de Daniel. Incapaz de compartir su habitación con él, por miedo a no controlarse, Daniel comienza a dormir en el sofá. Sin embargo, su madre termina por obligarle a compartir habitación con Robert. 
Tras esta decisión, los dos jóvenes inicial una aventura difícil de ocultar al compartir todos el mismo techo.

CURIOSIDADES
Fue la primera y única película dirigida por Todd Wilson. Previamente había dirigido un documental titulado “Rice and Potatoes” junto a John Biassati, y posteriormente realizó un par de cortos. Wilson tenía un gran interés por las relaciones entre asiáticos y caucásicos, que fueron cubiertas por el documental y por la película, en la que un joven de origen asiático y otro americano deben enfrentarse a las barreras culturales que obstaculizan su relación.
En lo relativo a la temática gay, Wilson era de la opinión de que sufría de una imperante negatividad, finales desalentadores, y una ausencia de profundidad emocional o física. Debido a esto deseaba incluir personajes positivos, que atravesaran un desarrollo que les llevara a un final emocionalmente satisfactorio. La película fue mostrada en numerosos festivales de temática gay y tuvo una aceptación favorable. No llegó a estrenarse en cines, y pasó a ser distribuida por TLA en DVD, logrando vender alrededor de veinte mil copias.
Aunque tenía más ideas en el tintero, Todd Wilson falleció tres años después del estreno, víctima de un cáncer de pulmón a la edad de 42 años.

LO MEJOR
En términos generales me pareció una película aceptable, cargada de buenas intenciones y con una temática interesante. El film realiza un análisis adecuado de las barreras culturales que pueden surgir, en este caso la asiática con la occidental. Si ya de por si una relación homosexual puede ser difícil de aceptar por parte de familiares, si estos son chinos con unas expectativas marcadas, las cosas se complican todavía más. Sin embargo, la película mantiene cierto optimismo que se establece en el dialogo para solventar dichas diferencias. Jay Wong realiza un trabajo aceptable a la hora de mostrar la frustración de un asiático homosexual obligado a ocultar su identidad sexual, y en ciertos momentos de la película resulta encantador. Su química con James Marks esta bien, aunque tampoco destaca. La película tiene un buen ritmo, y destaca por un buen guion, que no logra ser aprovechado por un reparto de nula experiencia.

LO PEOR
Y es que los actores son malos, siendo un hecho que ninguno de ellos ha realizado trabajos posteriores. Es cierto que es una película de bajo presupuesto e independiente, pero he visto muchas en iguales condiciones que han sido buenas o sobresalientes. Nada trabaja aquí, los actores están mal dirigidos, sobreactúan; y la banda sonora consistente en un martilleante piano, simplemente sobra. La trama está bien elaborada hasta su conclusión, pero se rellena con personajes irrelevantes y escenas que restan seriedad a una historia que baila entre la comedia y la relevancia. El personaje de Tony me pareció un cliché que ni siquiera está a la altura de dicho estatus. Sus escenas gratuitas de nudismo me parecieron simplemente insípidas.

MI CALIFICACIÓN
5/10

jueves, 20 de febrero de 2020

GYPSY 83

TITULO ORIGINAL
Gypsy 83
AÑO DE ESTRENO
2001
DIRECCIÓN
Todd Stephens
PRODUCCIÓN
Todd Stephens, Karen Jaroneski,
GUION
Todd Stephens
REPARTO
Sara Rue (Gypsy Vale), Kett Turton (Clive Webb), Karen Black (Bambi LeBleau), John Doe (Ray Vale), Anson Scoville (Zechariah Peachey), Paulo Costanzo (Troy), Carolyn Baeumler (Lois), Stephanie McVay (Polly Pearl), Amanda Talbot (Connie), Vera Beren (Emperatriz Chi Chi Valenti), Eileen Letchworth (Señora Larson), Andersen Gabrych (Banning), Michael Cavadias (Hazleton), Heather Litter (Kitty Boots), Matthew Faust (Candidato a Fraternidad), Tyler Morgan (Candidato a Fraternidad)
CINEMATOGRAFÍA
Gina Degirolamo, Mai Iskander
BANDA SONORA
Marty Beller
VESTUARIO
Kitty Boots
PAÍS DE ORIGEN
Estados Unidos
DISTRIBUIDA POR:
Palisades Pictures, Small Planet Pictures
DURACIÓN 
94 minutos

CLIVE WEBB: “Es sexo me parece tan… desagradable.”
GYPSY VALE: “Oh no, el sexo puede ser estupendo. Realmente no lo recuerdo, pero…”
CLIVE WEBB: “A lo mejor tú y yo podríamos intentarlo.”
GYPSY VALE: “Sí, claro, creo que ya he pasado mi fase de mariliendre intentando relaciones sexuales con maricones, pero gracias por la oferta. Ya he pasado por eso.”
CLIVE WEBB: “Así por lo menos estaría seguro de serlo.”
GYPSY VALE: “Cariño, eres marica, con eme mayúscula.”
CLIVE WEBB: “¿Así que ya lo sabes? Pues a algunos de nosotros no nos gusta ser definidos por nuestra sexualidad.”
GYPSY VALE: “Vaya, lo siento.  ¿Puedo hacerte una pregunta?”
CLIVE WEBB: “¿Qué?”
GYPSY VALE: “¿Eres gay?”
CLIVE WEBB: “Sí, pero no tengo nada en común con esa gente. Quiero decir, que me importa una mierda Judy Garland o… Stonewall. Ser marica es solo una pequeña parte de mi personalidad.”
GYPSY VALE: “Sí, como quieras.”

SINOPSIS
Gypsy Vale es una joven de veinticinco años que reside en Sandusky, Ohio. Allí es amiga del joven Clive Webb, un homosexual de dieciocho años. Ambos son góticos y fans de la música de Stevie Nicks, lo que les convierte en inadaptados sociales para el resto de habitantes del pueblo. Los padres de Gypsy estuvieron una vez juntos en una banda, pero su madre les abandonó para intentar forjar una carrera musical en Nueva York. Aunque Gypsy desea triunfar en el mundo de la música. A pesar de sus dudas, Clive termina por convencerla para ambos viajen a Nueva York, para que Gypsy se presente a las pruebas de un evento llamado “La Noche de las Mil Stevies”, en un club gótico.
Durante el viaje a Nueva York la pareja se enfrenta a obstáculos personales y provocados por la intolerancia ajena. Ambos se enfrentan entre sí al recoger a un Amish fugado llamado Zechariah. 
Clive queda prendado del joven y le confiesa su virginidad, para descubrir que Zechariah se siente atraído hacia Gypsy. Por otro lado, los tres se encuentran con un grupo perteneciente a una fraternidad, que está realizando pruebas de iniciación. Clive termina teniendo su primera experiencia sexual con un miembro de la fraternidad llamado Troy. Sin embargo, tanto Gypsy como Troy terminan por ser abandonados y humillados, por lo que deberán reconciliarse para seguir su viaje a Nueva York. Allí Gypsy descubrirá que fue de su madre.

CURIOSIDADES
Se trata de la primera película escrita y dirigida por Todd Stephens. Previamente, había escrito el guion de la película “Edge of Seventeen” (1998), que fue dirigida por David Moreton y también tiene lugar en Sandusky, Oregón. 
Aunque se puede ver la influencia de esta película en “Gypsy 83”, también se percibe el esfuerzo de Stephens para que tuviera su propia personalidad. Todd Stephens fue criado en Sandusky, de ahí su interés por mostrar la vida de un homosexual en dicha ciudad. De hecho, “Edge of Seventeen” sirve como trabajo casi autobiográfico de sus primeras experiencias como gay. El título de esa película se inspiró el albúm discográfico titulado Bella Donna, de la cantante Stevie Nicks. A fecha de esta post, está previsto que el director estrene la película “Swan Song” en el año 2020. La película será la tercera cuya trama tendrá lugar en Sandusky, cerrando lo que se está empezando a definir como la Trilogía de Sandusky de Todd Stephens.
Como he mencionado, el director es un gran fan de la cantante Stevie Nicks, razón por la que la incluye como inspiración de sus personajes en “Gypsy 83”. La mencionada cantante es conocida por su distintiva voz, personalidad mística y poética en el escenario, y sus letras cargadas de simbolismo.
Los personajes de la película que nos concierne hoy se embarcan en un viaje para acudir al evento legendario conocido como “La Noche de las Mil Stevies”, que tiene lugar de forma anual y es organizado por sus fans más dedicados. Es un homenaje a la que consideran “Alta Sacerdotisa del Rock”.
La música original de la película fue compuesta por Marty Beller. La Banda Sonora incluye a iconos muy conocidos de la subcultura gótica, tales como The Cure, Claire Voyant y artistas de música electrónica como Velvet Acid Christ y Apoptygma Berzek. También incluye una versión de la famosa canción de Stevie Nicks “Talk to Me” interpretada por la banda gótica Diva Destruction.

LO MEJOR
De entre los dos personajes, debo reconocer que me quedó con la interpretación de Kett Turton, sin despreciar la de Sara Rue. Ambos personajes están bien definidos y logran mostrar esa vulnerabilidad emocional y frustración derivada de la marginalidad a la perfección. 
Sin embargo Turton va más allá logrando mostrar la fragilidad de su personaje en determinadas situaciones de forma magistral. La dinámica entre ambos personajes es excelente. Resulta curioso ver como Clive es más frágil, pero en ocasiones termina siendo ese apoyo tan necesario para Gypsy.
Me encantan las películas que narran viajes que someten a los personajes a cambios culturales. Dicha temática suele surgir de personajes que abandonan pueblos o lugares extremadamente conservadores, para descubrir las libertades de las grandes ciudades. Adicionalmente la película incluye una serie de obstáculos que hacen del viaje algo muy interesante.

LO PEOR
El mayor problema es que la trama tarda demasiado en arrancar. Creo que existe demasiada exposición inicial en el pueblo, cuando dicha información podría haberse intercalado entre los eventos del viaje. Es una de esas películas en las que comencé pensando que la historia iba a ser un completo desastre, pero que terminó por engancharme cuando ya había transcurrido la mitad.

MI CALIFICACIÓN
7/10

jueves, 13 de febrero de 2020

EL HIJO PERFECTO

TITULO ORIGINAL
The Perfect Son
AÑO DE ESTRENO
2000
DIRECCIÓN
Leonard Farlinger
PRODUCCIÓN
Jennifer Jonas
GUION
Leonard Farlinger
REPARTO
Colm Feore (Ryan), David Cubitt (Theo), Chandra West (Sarah), Jhohn Boyland (Sacerdote), Juan Chioran (Laurie), Troy Ruptash (Dueño del bar), Trent McMullen (Shawn), Karen Robinson (Doctora Palmer), Christian Laurin (Walter), Yan Feldman (Entrevistador), Sonia Dhillon Tully (Secretaria), Peter Mensah (Agresor homófobo), Billy Oliver (Agresor homófobo)
CINEMATOGRAFÍA
Barry Stone
BANDA SONORA
Ron Sures
VESTUARIO
Linda Muir
PAÍS DE ORIGEN
Canadá
DISTRIBUIDA POR:
Equinox Entertainment
DURACIÓN 
89 minutos

RYAN: “No me gustaron nunca las relaciones estables.”
THEO: “¿Por qué no me lo dijiste?”
RYAN: “No resulta sencillo. Creí que no lo aceptarías.”
THEO: “¿Por qué me hablas así siempre?”
RYAN: “¿Lo habrías aceptado?”
THEO: “Sí.”
RYAN: “Soy idiota.”
THEO: “Sí, eres idiota y un mentiroso, porque no querías que papá lo supiese.”

THEO: “No me extraña que no hayas tenido pareja.”
RYAN: “He tenido relación de pareja, un hombretón llamado Patrice, de Montreal. Estuvimos seis meses; era un tío genial. Hay supe que era seropositivo. Se lo dije. Pasamos la noche llorando y se fue. Le dije que se fuese. Y volví a casa.”

RYAN: “Observar la muerte resulta divertido.”
THEO: “Divertidísimo.”
RYAN: “Estoy asustado, muy asustado. Cada vez me encuentro peor. No sé lo que me va a pasar. No quiero morir. He pasado demasiado tiempo odiándome.”
THEO: “Y yo.”

SINOPSIS
Ryan y Theo son dos hermanos que siempre se han mostrado distanciados e incapaces de conectar. Ryan ha sido siempre considerado el hijo perfecto, por su trabajo como abogado, su seriedad y buenas formas, y estar siempre pendiente de su padre. Theo, sin embargo, siempre ha sido la oveja negra de la familia. Su carrera como escritor no ha logrado despegar, y ha sufrido constantes problemas con el consumo de diferentes drogas, pasando repetidamente por rehabilitación. Esto ha puesto a prueba su relación con su pareja Sarah, una estudiante de medicina que termina por cansarse de sus constantes altibajos.
Los dos hermanos terminan por reencontrarse tras la muerte de su padre, y la posterior lectura del testamento. 
Theo lleva ya un tiempo rehabilitado y una tarde se encuentra a Ryan con otro hombre en casa. Tras una conversación tensa, en la que Theo declara que habría aceptado la homosexualidad de su hermano sin problema, Ryan confiesa algo más. Ryan no solo es seropositivo, sino que además lleva siéndolo durante ya más de diez años. Ninguna droga logra funcionar para frenar el avance del virus, y su médico le ha explicado que ya no hay nada que hacer. Algo cambia en la actitud de Theo, que decide estar ahí para su hermano, ayudándole con sus tratamientos y dándole compañía durante sus últimos meses.

CURIOSIDADES
Se trata de la primera película dirigida por Leonard Farlinger, producida en parte gracias a la participación económica de “Telefilm Canadá”, y los Fonos Harold Greenberg. A fecha de hoy solo ha dirigido tres películas adicionales, la última en el año 2011, y es más conocido como productor. 
La película fue producida por su esposa Jennifer Jonas, con la cual fundó su propia compañía productora “New Real Films”. La idea de la película surgió de la propia experiencia de Farlinger, ya que su hermano también falleció víctima del SIDA. De esta forma surgió una traman centrada en el viaje del hermano heterosexual para abandonar su desestabilizada vida, para convertirse en adulto y estar a la altura de las circunstancias. De igual forma, el personaje homosexual sirve como ancla para ayudar a su hermano a convertirse en mejor persona, y aceptar sus propios defectos.
Tanto Colm Feore como David Cubitt fueron nominados en los vigesimoprimeros Premios Genie de Canadá en la categoría de Mejor Actor. Sin embargo, ninguno de ellos logró hacerse con el premio, que recayó en Tony Nardi por su papel en la película “My Father’s Angel”.

LO MEJOR
Uno bien podría pensar que una nueva película que trata sobre el SIDA ya no encaje del todo en el Siglo XXI. Si hemos de ser sinceros fueron múltiples las películas realizadas sobre el tema durante las décadas de 1980 y 1990. Sin embargo, me llevé una muy grata sorpresa con la forma de abordar la temática en esta película. La mayoría de los films sobre el VIH nos presentan el conflicto personal del enfermo, su conflicto legal y social, y en muchas ocasiones su conflicto con sus padres. En este caso, no tenemos personajes paternos y la película decide abordar ese conflicto entre hermanos.
Primero se juega con las percepciones de la gente sobre lo que es o no un modo de vivir adecuado o perfecto. Ryan presenta esa perfección, cuando en realidad ha estado ocultando un comportamiento autodestructivo que le ha llevado a infectarse. Al contrario, Theo se muestra como la oveja negra, un drogadicto incapaz de otra cosa que de autodestruirse. Sin embargo cuando la situación lo requiere, lo abandona todo por su hermano. 
La belleza de la trama reside en que al final, lo único que necesitaban los dos hermanos era el uno al otro.
Toda la trama es llevada adelante con gran sensibilidad, y en ocasiones con algo de humor que encaja perfectamente con los hechos. Feore y Cubitt realizan un trabajo magistral, logrando despertar gran empatía.

LO PEOR
Hay solo dos elementos que fallaron en esta gran película. Realmente, no se nos llega a explicar en ningún momento que ocurrió entre ambos hermanos, o entre el personaje de Theo y su padre. Otro aspecto que falló fue el de mostrar al personaje de Ryan gozando de plena salud hasta el momento de su muerte. Fue considerablemente faltó de realismo, ya que los efectos físicos de un paciente terminal de SIDA son evidentes.

MI CALIFICACIÓN
8/10

jueves, 6 de febrero de 2020

EL DESPERTAR DE LA INOCENCIA

TITULO ORIGINAL
Story of a Bad Boy
AÑO DE ESTRENO
1999
DIRECCIÓN
Tom Donaghy
PRODUCCIÓN
Jean Doumanian
GUION
Tom Donaghy
REPARTO
Jeremy Hollingworth (Pauly), Christian Camargo (Noel), Stephen Lang (Spryos), Julie Kavner (Elaine), Lauren Ward (Ludmilla), Howie Ravikoff (Colin), Cherelle Cargill (Carla), Bill Velin (Jimmy), Gerry Becker (Señor Fontaine), Chris Payne Gilbert (Mark), Kathleen Claypool (Monja Antigua), Jennifer Dee (Camarera), Sean Dooley (Rusty), Elizabeth Franz (Monja simpática), Anthony Gestone (Niño del colegio), Giampiero Judica (Paolo), Anil Kumar (Paul), Evam Lam (Estudiante de colegio privado), Tom Laret (Dobbs), Matt McGrath (Guy), Irene Molloy (Marta ), Alysa Wishingrad (Terapéuta)
CINEMATOGRAFÍA
Garrett Fisher
BANDA SONORA
Angelo Badalamenti, Chris Hajian
VESTUARIO
Laura Bauer
PAÍS DE ORIGEN
Estados Unidos
DISTRIBUIDA POR:
Lauren Films
DURACIÓN
85 minutos

PAULY: “Las dos es la mejor hora.”
NOEL: “No dejas de jugar con el agua.”
PAULY: “Es verdad.”
NOEL: “Eres como una sirena.”
PAULY: “Las dos es la mejor hora.”
NOEL: “He oído a las sirenas cantarse...”
PAULY: “Me gusta el agua.”
NOEL: “… unas a otras. Las dos de la mañana es… sí.”
PAULY: “Tienes los dientes tan perfectos.”
NOEL: “Correctores. No creo que canten para mí.”
PAULY: “Tengo diecisiete años.”
NOEL: “Correctores… sí.”

TERAPEUTA: “¿Qué te gusta de la forma?”
PAULY: “Es placentero, y el placer es raro. El placer es complicado. Pero el placer es bueno.”

SINOPSIS
Pauly es un adolescente de diecisiete años en plena fase de autodescubrimiento, que está empezando a descubrir su homosexualidad. Mantiene relaciones esporádicas con su amiga Ludmilla, aunque nunca logran llegar a nada más que frustrar a la joven. Inesperadamente, termina por ser expulsado de su escuela parroquial por besar a una monja de avanzada edad. Sus padres encuentran cada vez más difícil de llevar sus cambios radicales de comportamiento y sus caprichos. Pauly decide que desea asistir a un colegio público, y sus padres terminan por ceder a ese nuevo inesperado capricho. En su nuevo colegio decide formar parte del club dramático, la banda de la escuela, combinándolas con sus clases de guitarra y su cada vez más complicada relación con Ludmilla.
De repente, Pauly conoce al atractivo Noel, un profesor en pruebas que se encarga del club dramático. A pesar de las reticencias de Noel, debido a que Pauly es menor, ambos terminan compartiendo una aventura. Cuando sus padres descubren esto, la relación debe llegar a su fin. 
Pauly reacciona de forma radical, viajando a Nueva York para verse envuelto en tres días de bailes, drogas y relaciones con gente mayor que él.

CURIOSIDADES
Se sabe poco del proceso de producción de esta película, la cual fue la única dirigida por Tom Donaghy, que también se encargó del guion. Previamente Donaghy se había encargado de realizar dos cortos y había escrito guiones para algunas obras de teatros. Tras su trabajo en estas películas se mantuvo inactivo, hasta que a partir del año 2008 se encargó de escribir y producir algunos programas de televisión. La trama de la película que nos ocupa hoy tiene lugar durante el principio de la década de 1980, y aborda los conflictos internos y familiares de tener que aceptar la propia homosexualidad.
La película contó con un reparto de desconocidos, y el actor protagonista Jeremy Hollingworth no volvió a trabajar en el mundo del cine, salvo una aparición en un episodio de la serie “Ley y Orden” (1990-2010). 
Christian Camargo fue el único actor que logró mantener una carrera destacable, interpretando al personaje de Eleazar Denali en “Crepúsculo: Amanecer Parte 1” (2011), y “Crepúsculo: Amanecer Parte 2” (2012) y papeles recurrentes en series de éxito como “Dexter” (2006-2013) o “The Good Wife” (2009-2016), por citar unos ejemplos.
La película fue estrenada como parte del Festival del Cine Gay y Lésbico de San Francisco del año 1999. Tras esto pasó a tener una distribución bastante limitada en el formato DVD.

LO MEJOR
Una vez termino de ver la película, suelo realizar una ardua investigación sobre la misma. No me sorprendió descubrir que Christian Camargo era el único actor que había logrado hacer algo destacable. Realmente su interpretación es lo único digno de ser mencionado en este desastre de película. 
Su personaje está pesimamente desarrollado, sus diálogos rozan lo absurdo como se puede apreciar arriba en la sección de citas, pero el actor realiza un trabajo físico remarcable, considerando el material con el que tiene que lidiar.

LO PEOR
La película es un desastre de principio a fin, con una trama desorganizada, personajes pesimamente desarrollados, y carente de una conclusión efectiva, lo cual no es de extrañar dado el caos narrativo del film. Comenzando por el personaje protagonista, debo señalar que ignoro cuales eran las intenciones del director, pero me pareció un personaje detestable. Ya no es que no despertara simpatía, es que despertaba rechazo, por sus ataques de caprichos, su repentino beso a la monja, su manipulación de su amiga. Esto podría encajar con el perfil de alguien dentro del armario sintiendo presión, pero tiene que ser elaborado de forma eficaz en un guion. 
El personaje de Pauly está tan mal definido, que la conexión entre sus berrinches y su situación emocional es inexistente. Añadido a esto, la elección de un actor tan deficiente como Jeremy Hollingworth se me escapa a la razón.
Los padres son otro desastre, y aunque tienen algún momento de lógica al lidiar con la situación de Pauly, otros son completamente ridículos. La escena de la terapeuta es surrealista, lo cual es un problema considerando que intenta ser seria. Lo mismo ocurre con otros personajes como Ludmilla, que en un intento de que proporcionar momentos de humor, resultan provocar vergüenza ajena.

MI CALIFICACIÓN
3/10