- Este es un blog meramente informativo, no de descargas (lo cual es ilegal). Los textos de todas las entradas (Citas, sinopsis y críticas) han sido redactados por un servidor, tras duras horas de trabajo.
No concedo permiso para reproducirlos en otros blogs. Ya he encontrado casos en los que han sido plagiados sin mi autorización, y no duraré en seguir tomando
las acciones pertinentes en dichos casos.

- Los comentarios están activados para dar la bienvenida a vuestras críticas sobre las películas, siempre que se respeten las opiniones ajenas. Esto quiere decir que no acepto críticas hacia otras opiniones ni faltas de respeto. Tampoco permito "links" en los comentarios. Cualquier comentario que no siga esa directriz será ignorado y eliminado.

jueves, 9 de mayo de 2019

SALIR DEL ARMARIO

TITULO ORIGINAL
Le Placard
AÑO DE ESTRENO
2001
DIRECCIÓN
Francis Veber
PRODUCCIÓN
Patrice Ledoux
GUION
Francis Veber
REPARTO
Daniel Auteuil (François Pignon), Gérard Depardieu (Félix Santini), Thierry Lhermitte (Guillaume), Michèle Laroque (Mademoiselle Bertrand), Jean Rochefort (Kopel), Alexandra Vandernoot (Christine), Stanislas Forlani (Franck), Michel Aumont (Belone), Edgar Givry (Mathieu), Thierry René (Victor), Armelle Deutsch (Ariane), Michèle Garcia (Madame Santini), Laurent Gamelon (Alba), Vincent Moscato (Ponce), Irina Ninova (Martine), Marianne Groves (Suzanne), Philippe Vieux (Policía), Luq Hamet (Moreau), Philippe Brigaud (Lambert), Eric Vanzetta (Maitre), Joël Demarty (Fotógrafo)
CINEMATOGRAFÍA
Luciano Tovoli
BANDA SONORA
Vladimir Cosma
VESTUARIO
Jacqueline Bouchard
PAÍS DE ORIGEN
Francia
DISTRIBUIDA POR:
Miramax Films
DURACIÓN
84 minutos

BELONE: “Tengo que hablar con usted, puede que tenga la solución a su problema. Fui psicólogo de empresa, conozco bien su trabajo. Si quieres conservar tu empleo…”
FRANÇOIS PIGNON: “¿Si quiero conservar mi empleo?”
BELGONE: “Salga del armario.”
FRANÇOIS PIGNON: “¿Cómo dice?”
BELONE: “Salga del armario, confiese su homosexualidad.”
FRANÇOIS PIGNON: “Pero si yo no soy homosexual.”
BELONE: “Eso es lo de menos, lo importante es que lo crean los demás, sobre todo su jefe.”

FRANÇOIS PIGNON: “Perdóneme, he sido brusco, pero es que ya no sé ni quien soy. Me han pasado un montón de cosas en pocos días… más que en toda mi vida.”
BELONE: “No exagere.”
FRANÇOIS PIGNON: “Mi jefa intentó desnudarme, el jefe de personal me propuesto irme a vivir con él y luego ha intentado estrangularme, me apalearon en el parque y el sábado tengo que desfilar con maricones. ¿Le parece poco?”
BELONE: “Digamos que hasta ahora ha tenido una vida aburrida, y que por fin ha empezado a pasarle algo. Yo en su lugar no me pararía por el camino.”

SINOPSIS
François Pignon ha sido considerado insignificante durante toda su vida. Trabaja como contable en una empresa que no le valora, lleva dos años divorciado aunque sigue enamorado de su mujer, y desea poder tener una mejor relación con su hijo de diecisiete años. Para empeorar su situación, descubre que su empresa ha decidido despedirle. En un intento de suicido, es sorprendido por su vecino Belone, que le convence para que no siga adelante, asegurándole que le ayudara a conservar su trabajo. Belone le sugiere de que cree la sensación de ser gay, de forma que los ejecutivos de su empresa se arriesgaran a ser tildados de homófobos si siguen adelante con el despido.
Belone falsea unas fotos en las que Pignon aparece en un bar Leather de homosexuales, y las envía de forma anónima a la empresa. 
El plan funciona, y el presidente de la empresa decide mantenerle en la plantilla. Al mismo tiempo el jefe de personal, Félix Santini es manipulado por sus compañeros de trabajo, para que trate especialmente bien a Pignon y así no se arriesgue a ser despedido por homófobo. Félix se esfuerza en ser agradable, aunque esto comienza a someterle a gran estrés en la empresa y en su entorno familiar. Por otro lado, la jefa de Pignon, la Señorita Bertrand, está convencida de que todo es un montaje que pretende descubrir.

CURIOSIDADES
En el año 1989, Francis Veber tomó inspiración para crear la película durante el rodaje de
“Dos Fugitivos” (1986). En dicha película existe un personaje igualmente denominado François Pignon, que  es interpretado por Pierre Richard. El personaje le fascinó a Veber, que confesó desear dar un altavoz a aquellas personas que siempre habían sido tildadas de insignificantes sin emoción alguna en la vida. 
Durante el rodaje de la mencionada película de 1986, Francis Veber quería contratar a un actor nuevo de origen latino,  que consideraba tenía gran talento. Deseaba que interpretara al villano, el director de la película se negó a aceptar esto en nombre de lo “políticamente correcto”, ya que dar el papel de un villano a un latino podría descontentar a dicha comunidad. Este fue el evento que inspiró a Veber a defender siempre a aquellos personajes eclipsados o considerados ligados a único destino. También decidió que la película fuera todo lo políticamente incorrecta posible, sin complejo alguno.
La música de la película fue compuesta por Vladimir Cosma, y fue una reutilización de la que había realizado para la película de Pascal Thomas, “Celles qu'on n'a pas eues... (1981), veinte años atrás. El productor ejecutivo de la película, Alain Poiré, falleció durante el rodaje de “Salir del Armario”, por lo que se le dedicó la película. El actor Daniel Auteuil ganó el premio a Mejor Actor en el “Festival Internacional de Cine de Shanghái”.

LO MEJOR
Se trata de una buena comedia con un estilo muy francés, que precisamente tiene a su favor el no preocuparse por lo políticamente correcto. Crea una situación de enredo brillante que sirve al mismo tiempo como critica a la hipocresía de la sociedad, que al final confunde el derecho a la igualdad, con el temor a ser identificado como factor discriminante. Lo curioso de la historia es que el personaje no es despedido por ser homosexual, ya que nunca lo fue. La dinámica entre los personajes de Pignon y Belone es formidable, mientras que la del primero con Depardieu es sencillamente hilarante. Raramente se encuentra uno con un uso de los estereotipos dignos de ser elogiado, pero este es uno de los casos, ya que todos los personajes son estereotipados de forma igualitaria.

LO PEOR
Aunque la película funciona como comedia, me dio la sensación de que no alcanzaba todo su posible potencial. La situación con el personaje de Depardieu tiende a ser ridícula en ocasiones, aunque tiende grandes momentos, y parece escrita de forma simplista y sin aprovechar a un actor que ha probado ser excepcional en comedia. La resolución de la película, en especial en lo relativo a los conflictos familiares de Pignon, me pareció apresurada. Al final de la película, que además me pareció corta al ser inferior a hora y media, me quedé con la sensación de que la trama estaba inacabada.

MI CALIFICACIÓN
7/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario